02 febrero 2015

Fin de semana con Vittorio Grigolo en "Hoffmann" y "Elisir"

Vittorio Grigolo como Hoffmann y Nemorino (Fotos: Marty Sohl, Mark Douet)
Por Gonzalo Tello (Ópera Perú).- Durante este fin de semana se dió la casualidad en que pudimos ver en Lima al mismo tenor cantando dos roles protagónicos en dos producciones diferentes proyectadas en dos cines diferentes.
El italiano Vittorio Grigolo es parte de una nueva generación de tenores que están causando furor en los principales teatros del mundo. Grigolo no necesariamente goza de la mejor técnica o voz, sin embargo, sus interpretaciones de roles exigentes como Rodolfo, Alfredo, Fausto, Nemorino, Edgardo, Gennaro o Hoffmann lo han hecho un artista magnético y que conecta con el público de una forma instantánea, de la misma forma que otros artistas como Plácido Domingo o Luciano Pavarotti logradon en sus mejores años. 
Sigue a Ópera Perú en Facebook y Twitter.
Grigolo es "Hoffmann"
Primero, este sábado vimos la transmisión en vivo de "Los cuentos de Hoffmann" desde el Met en UVK Larcomar. Hoffmann es un rol muy exigente, que necesita un tenor lírico con notas altas, mucha técnica, le exige demasiado del punto de vista actoral, ya que representa varias personalidades juntas. Personalmente dudaba de la capacidad de Grigolo para este rol, sin embargo, su interpretación me pareció sorprendente y llena de fuego. Desde la famosa canción de Kleinzach en el Prologo dió una versión solida y original. Su desempeño fue mejorando y su interpretación dejó sin aliento. El público lo recompensó con grandes ovaciones.
Este "Hoffmann" es la misma producción que Bart Sher estrenó en 2009, protagonizada por Joseph Calleja y Anna Netrebko. Es una producción muy estilizada, sexy y con mucha coreografía, difícil de catalogar pues presenta diferentes influencias artisticas. En general es una producción interesante desde el punto de vista visual, salvo el acto de Antonia el cual se ve barato. Sin embargo, no es una producción ideal de Hoffmann. El reparto contó con la Niklausse de Kate Lidsey, fantástica en todo sentido. Thomas Hampson quien fue decepcionante vocalmente, pero sus años en tablas lo hacen un actor contundente. Erin Morley como Olympia fue impresionante con increíbles sobreagudos, rozando el la bemol; Hibla Gerzmava como Antonia sorprendió con una voz y técnica poderosa, pero anticuada presencia escénica; Christine Rice dio una decepcionante versión de la famosa "Barcarolla" y su performance fue plana y la mas pobre del elenco. Lo mejor de todo vino de la orquesta dirigida por Yves Abel. Su interpretación es exquisita, con profundo conocimiento de la obra y su estilo. La mayoría de sus pasajes son deliciosos.
"Hoffmann" es una excelente ópera de Jacques Offenbach que se presenta en su versión definitiva, es decir, de la forma mas cercana a como el compositor la concibió, ya que por décadas hemos visto diferentes versiones. Aquellos conocedores que la hayan visto o tengan varias grabaciones verán que todas son diferentes, con actos en diferente orden o mas o menos números musicales.
Grigolo es Nemorino
Por otro lado, Grigolo interpretó a Nemorino en "L´elisir d´amore" de Donizetti, hace pocos meses en la Royal Opera de Londres. Esta producción se grabó y transmitió en cines de Europa en noviembre, y recién en enero en sudamérica, viéndola este fin de semana en Cinemark Jockey Plaza. Esta es una producción de Laurent Pelly, excelente director de escena francés que también se ha presentado en la Ópera de París. Esta producción es visualmente increíble. Pelly la adaptó a una campiña italiana de los años 50, con directa influencia de las películas de Fellini y la música de Nino Rota. Vemos mucho color, números coreográficos del Coro, y personajes bien definidos. Hasta hay un perro en escena que arranca carcajadas en cada una de sus apariciones. ESta es una de las mejores producciones de Elisir que he visto. 
El elenco es de cantantes jóvenes, la soprano Lucy Crowe y el barítono Levente Molnár y la soprano Kiandra Howarth. El veterano del elenco es el barítono galés Bryn Terfel como Dulcamara, quien da una extraordinaria y muy graciosa versión de un Dulcamara rudo y despiadado, que no tiene que ser ridículo como muchas veces se lo presenta.
Esta versión de "Elisir" no tiene casi cortes, con lo que podemos escuchar la música completa. Eso es algo que en nuestros medios deberían hacer, pues los cortes en la música ya practicamente es algo desusado. La dirección del también muy joven Daniele Rustioni es excelente, llena de frescura y matices dinámicos.
Grigolo ES Nemorino. Su físico y personalidad van perfectamente con el personaje, y su versión es fresca y muy divertida. Totalmente recomendado.
Aún pueden ver estas dos producciones. "Hoffmann" se proyecta en diferido este lunes y miércoles a las 7:00 pm en UVK Larcomar; y "Elisir" se repite este miércoles a las 9:00 pm en Cinemark Jockey Plaza. Valen la pena, no se las pierdan.