08 mayo 2015

The Rake´s Progress cierra temporada radial del Met

© Marty Sohl/Metropolitan Opera
Este sábado termina la temporada 2014-2015 del Metropolitan de Nueva York y llegará la última transmisión radial en vivo. Será la comedia The Rake´s Progress (El progreso del libertino) de Igor Stravinsky. Esta es una ópera en tres actos y nueve escenas de la etapa neoclásica del compositor, escrita inspirándose en el estilo tonal de Mozart, Hándel y otros.
Sigue a Ópera Perú en Facebook y Twitter.
Stravinsky dirigió el estreno en La Fenice de Venecia en 1951 con Elisabeth Schwarzkopf en el rol de Anne Trulove. Esta ópera se le ocurrió al compositor luego de ver una serie de grabados del pintor inglés William Hogarth, titulada de la misma manera. Es una versión faustiana moderna, con toques de picardía y mucho humor. Ese humor y doble sentido es añadido por el libretista Wystan Hugh Auden.
© Marty Sohl/Metropolitan Opera
Esta ópera fue estrenada en el Met en 1953 pero no se volvió a subir a escena hasta 1997, cuando James Levine la devolvió al repertorio.
Para esta producción escucharemos a Paul Appleby como Tom Rakewell, a Layla Claire como Anne Trulove, a Gerald Finley como Nick Shadow, y a Stephanie Blythe como Baba la Turca. James Levine vuelve a dirigir esta deliciosa partitura. La podremos escuchar en vivo este sábado a partir del mediodía a través de Radio Filarmonía 102.7 fm.
Conozcamos este divertido argumento:
© Marty Sohl/Metropolitan Opera
Argumento: Tom Rakewell se ha comprometido con Ann Trulove. Ambos parecen tener por delante un futuro de amor y felicidad. Pero el padre de Ann desconfía del carácter vacilante de su futuro yerno y quisiera verlo en una posición firme y segura. Eso no es lo que quiere Tom, en cuyo inconsciente duermen miles de deseos y veleidades. Entonces aparece una personalidad tenebrosa, Nick Shadow, una figura mefistofélica inventada por los libretistas y que no aparece en los grabados de Hogarth, y cuyo nombre (shadow = sombra) adquiere significación simbólica; Nick, por otro lado, es un popular nombre inglés del demonio. Shadow explica que ha sido criado del tío de Tom, que al morir dejó una enorme herencia a su sobrino; y quiere entrar al servicio de Tom, el sueldo carece de importancia, se puede negociar más tarde. Shadow lo lleva a Londres y comienza, como anuncia dirigiéndose al público, the rake 's progress, la carrera del libertino en el que se transforma Tom bajo la dirección de Shadow.

Aunque al principio se contiene por el recuerdo de Ann Trulove (también un símbolo: true love = amor verdadero), la vida lo introduce en sus formas más primitivas. Después del prostíbulo sigue el grotesco matrimonio con una atracción de feria, la «bab turca», un monstruo barbudo al que apenas se puede considerar una mujer. Al mismo tiempo, Tom quiere explotar un invento capaz de convertir las piedras en pan. Shadow está detrás de todo y cada paso conduce a Tom más cerca del abismo. No se puede impedir la quiebra financiera, la subasta de todos sus bienes se presenta en una escena casi fantasmal. Shadow cree que ha llegado su hora. Conduce a su señor, que en realidad es su víctima, al cementerio de una iglesia, en medio de la noche, y le revela ante una tumba abierta el salario que exige: el alma de Tom. Juegan una decisiva partida de cartas en la que, gracias a la intervención mística de Ann, Shadow pierde y cae muerto cuando dan las doce. Pero Tom no se salva. La locura se apodera de él y termina en el manicomio. Sin embargo, hay una transfiguración más allá de su final. La fiel Ann, que intentó ayudarlo varias veces, se le aparece como un cuadro de luz. Ann, en la escena tal vez más bella de la obra, acuna en su regazo la cabeza de Tom, destruido por la vida, y canta para que se duerma.

Por último vuelven al escenario todos los personajes de la pieza (como solía hacerse en la antigua ópera italiana y como hizo Mozart en su Don Juan) y sacan conclusiones de los hechos descritos. Lo hacen sin máscaras, sin pelucas y sin falsas barbas: en cierta medida regresan a nuestro siglo, que se ha servido de una fábula vieja pero siempre vigente para exponer la seriedad de la vida. (hagaselamusica.com.ar)