27 marzo 2015

Dos pianos Steinway para el Gran Teatro Nacional

Fotos: Ópera Perú
Fotos: Ópera Perú
Por Gonzalo Tello (Opera Perú)
Desde que se inauguró el Gran Teatro Nacional no se había dado un evento de esta relevancia cultural, y les explico el por qué. Desde que se producen espectáculos culturales de alto nivel en el país que implican la venida de un pianista de renombre, en muchos casos estos tienen una serie de exigencias, y una de las principales es la marca de piano en el que van a interpretar.
Steinway & Sons es actualmente la casa de fabricantes mas prestigiosa del mundo. Desde 1853 se fabrican a mano con mucho cuidado en la elección de madera y piezas (se fabrica un piano a la vez y toma aproximadamente un año fabricarlos) y su nivel es incomparable. Su primer piano fue vendido por $500 y hoy es una reliquia que se exhibe en el Metropolitan Museum de Nueva York. Existen cientos de estos pianos en todas las principales salas de conciertos y teatros relevantes del mundo, palacios reales y sociedades filarmónicas. Hay varios que fueron obsequiados a relevantes personajes por la misma casa Steinway, como por ejemplo a Richard Wagner, celebrando la apertura del Teatro del Festival de Bayreuth en Alemania, en 1876. Ese piano se puede admirar allí mismo hasta hoy.
Sigue a Ópera Perú en Facebook y Twitter.
En Perú existen pocos de estos pianos debido a su alto costo, que no baja de los 100 mil dólares. La Sociedad Filarmónica de Lima, el Conservatorio Nacional de Música y la Universidad de Lima son los únicos que los poseían y solo se utilizan en sus propios eventos. Para un productor independiente es casi imposible conseguir traer a un pianista de alto nivel si es que no logra proveerle esta marca de piano.
Desde que abrió el Gran Teatro Nacional en 2012 se tenía solamente un piano Yamaha, y salvo casos especiales en que se han utilizado otras marcas de pianos, han usado este con los solistas que se han presentado en nuestro primer escenario. La Sociedad Filarmónica de Lima ha traído a extraordinarios pianistas que han debido presentarse en el Auditorio Santa Úrsula por este tema, ya que es imposible transportar su piano de un lugar a otro, ya que eso implica volverlo a afinar y tener extremo cuidado en el transporte.
Así que hasta el día de hoy el GTN estaba limitado de presentar allí a los mejores exponentes, debido a esta falta de un piano de alto nivel. Por esto, a iniciativa del Teatro y del Ministerio de Cultura, se encargó comprar dos pianos de concierto Steinway & Sons, modelo D de 2.74 m. de largo y 1.56 m. De ancho. El costo de cada uno ha sido de 400 mil soles. Para concretar la elección de los pianos, el director de la OSNJ, Pablo Sabat, viajó a Nueva York para elegir dos de entre varias opciones.
Pasé mas de seis horas probando seis pianos diferentes. En cada uno de ellos toqué extractos de diferentes piezas. Opté por dos tipos de piano, uno con un sonido redondo y otro con un sonido brillante” me comenta Sabat.
imageEsta semana por fin llegaron ambos pianos y fueron ensamblados por representantes de la marca que vinieron especialmente desde Nueva York. Este jueves en la mañana se hizo una presentación oficial en la que se convocó a los principales promotores culturales del país y a periodistas especializados. En esta presentación, Juan Carlos Adrianzén, coordinador de programación del GTN y la Ministra de Cultura, Diana Álvarez-Calderón, comentaron la necesidad de que uno de los mejores teatros del mundo cuente con pianos de la mejor marca.
image“Estos pianos están a partir de hoy a disposición de nuestros artistas beneficiando al sector y permitirá ampliar la oferta cultural que parte desde concursos, recitales, funciones didácticas, talleres y otras importantes actividades”. Declaró Adrianzén.
imageSe presentó un breve recital a cargo de Pablo Sabat, quien interpretó Berceuse, Op. 57 (canción de cuna) de Frédéric Chopin y Ondine (de Gaspard la nuit) de Maurice Ravel. Luego, Fernando Valcárcel, director de la Orquesta Sinfónica Nacional, se unió a Sabat para interpretar la Fantasía en fa menor para cuatro manos, D 940 de Franz Schubert, en este caso, interpretada a dos pianos. La calidad del sonido fue extremadamente superior a lo que habitualmente escuchábamos en el viejo Yamaha.
imageGracias a esta adquisición, los próximos grandes pianistas podrán lucirse en el GTN. Por ejemplo, el reconocido compositor Michel Legrand junto a la soprano Natalie Dessay podrán lucir lo mejor de su talento en nuestro primer teatro, y ya no en el Auditorio Santa Úrsula, como estaba inicialmente programado por la Sociedad Filarmónica de Lima.
Usted tendrá la oportunidad de escuchar estos instrumentos el próximo 31 de marzo, en el recital que ofrecerá la pianista Fuzjko Hemming.
image