18 octubre 2010

Director Stephen Wadsworth habla sobre el reto en dirigir “Boris Godunov” en el Met

La mayoría de los directores se toman años para preparar cada nueva produccion de “Boris Godunov”. Stephen Wadsworth tuvo cinco semanas. El conversa con Matt Dobkin sobre poner en escena esta obra maestra de Mussorgsky y el por qué René Pape será un ‘Zar torturado’ ideal.

Usted tomó esta producción hace muy poco tiempo. Como así llegó a dirigir este “Boris Godunov”

Cuando el director general del Met, Peter Gelb, se dio cuenta de que el director alemán Peter Stein tendría que retirarse de la producción, me llamó a preguntar si podría hacerlo. Después de pensarlo en sorprendente silencio por un momento, dije: “¿Me podrías dar 24 horas?” El me dijo: “No, tú tienes que viajar a Europa antes que eso”. Así que lo pensé por un momento, traté de imaginarme cómo es que funcionaría todo el trabajo, y luego decidí asumirlo. Nunca había dirigido "Boris", pero la conozco y la amo desde hace 40 años.

¿Cuál es su aproximación a la obra?

Aquí hay tres historias. La primera es la de Boris y la desintegración moral que el sufre. La segunda se centra en el pueblo y en como ellos responden a la represión, pobreza y a su errante líder, con infinito escepticismo. La tercera es la historia del sucesor de Boris – incubando su plan, poniéndolo en acción y luego tomando el trono. En un sentido mayor, la ópera es sobre la historia repitiéndose otra vez. Al principio, el pueblo desprecia a un líder quien toma el poder a través de engaños y violencia, y al final ellos celebran a un nuevo líder quien hace lo mismo. Y luego ellos celebran también con violencia. Es aterrador.

Siendo un director conocido por su visión psicológica, un personaje como Boris debe ser especialmente fascinante para usted. ¿Cómo describiría a este personaje?

Boris cometió un terrible error y al final no podía vivir con eso. El quería volverse Zar. Estuvo dispuesto a participar del asesinato del heredero al trono – un niño- para cumplir su objetivo. Logró lo que quería, pero por dentro, estaba destruido. Eso es un bello nexo de lo político y lo personal. Mientras tanto su conciencia y vulnerabilidad se acrecientan. Un momento que a mi personalmente me afecta es cuando Boris habla con su hijo mientras esta muriendo, diciéndole qué hacer cuando se vuelva Zar: “Guarda tu inocencia – es tu poder, tu fortaleza, tu equilibrio, tu salvación. El anhela su propia inocencia perdida, y eso es muy triste. Yo acabo de tener una hija hace nueve semanas. Para una persona con hijos, ver esa escena y escuchar esas palabras es algo muy fuerte.


Este Boris será René Pape, el más importante intérprete de este rol en la actualidad. ¿Cómo es trabajar con él?

René es un artista fantástico con mucha experiencia de vida. El tiene la complejidad y la intensidad y una vida interior muy rica. A el le han pasado cosas en la vida y se puede percibir. El ya trae consigo mucho de Boris con el, no solo por quien es él, sino por haber ya interpretado el papel y haber tomado ese viaje con el rol. Su Boris será uno poderoso y fresco.

No es usual para un director el tomar una producción ya casi lista. ¿Cómo ha afectado esto su trabajo?

Realmente es un trabajo diferente. Normalmente tengo como dos años para prepararme. Estoy tratando de comprimir cada etapa de trabajo en este corto tiempo que tengo, asi todo tiene integridad. La diseñadora de vestuario, Moidele Bickel, es una leyenda en el teatro alemán. Sus bocetos son geniales y sus puntos de vista dramatúrgicos son fascinantes. Ella y Ferdinand Wögerbauer, quien elaboró los escenarios, se inclinaron hacia una colaboración con alguien a quien ni siquiera conocían, que es mi caso. Ferdinand y yo hemos reposicionado todo el espectáculo y hemos encontrado una nueva manera de mirar las escenas. El tiene un gusto impecable, una profundidad buscando el fuego artístico, y el más amable de los corazones.

¿Ha discutido la producción con el director Valery Gergiev?

Lo conocí en Alemania. Su conocimiento y experiencia con Boris es enorme. Uno le puede sugerir el detalle más matizado y sus ojos parpadean en señal de reconocimiento y respuesta.

Aparte del apretado cronograma, ¿Cuál ha sido el más grande reto hasta el momento en montar este nuevo Boris en el Met?

Lo mismo que siempre encuentro: ¿Realmente he considerado la historia desde el punto de vista de cada personaje? Desde el inicio me digo, “Si voy a hacer esto, lo voy a plantear como un proceso completo”. No quiero echar por la borda alguna parte importante, incluyendo el proceso en el que floto mentalmente, y puedo soñar las cosas tomando forma. No me interesa pensar en que sólo tengo cinco semanas para hacerlo...me interesa hacerlo volar. Quizá no hubiera tomado la decisión de hacer esta producción antes de que mi hija nazca, quizá me hubiera asustado. Hay algo en ella que me calma, asi que estoy pasando un gran momento.


Entrevista por Matt Dobkin – Metropolitan Opera. traducción por Operaperu.com


"Boris Godunov" sera transmitida en vivo este sábado 23 de octubre desde las 11 am. en UVK Multicines Larcomar.