24 mayo 2013

Fallece el compositor Henri Dutilleux



(ABC.es) Henri Dutilleux, uno de los compositores contemporáneos más intepretados del mundo, ha muerto este miércoles en Paris, a la edad de 97 años, según ha anunciado su familia.
Clasificado por muchos como "moderno clásico", Henri Dutilleux es autor de obras audaces y al mismo tiempo accesibles. La última de ellas, "Correspondances", fue objeto de una grabación publicada en enero de este año, con motivo de su 97 aniversario.
"Es uno de los pocos autores musicales contemporáneos que ha entró en vida en el repertorio, como el desaparecido Olivier Messiaen", ha declarado a AFP, el director de orquesta Laurent Petitgirard,presidente de la Sociedad de Autores, compositores y editores de música franceses (SACEM), y director de la orquesta parisina Colonne.
"Su obra permanecerá intensamente presente tras su muerte", ha añadido Petitgirard.
Heredero de Debussy, Dutilleux se mantuvo al margen tanto del tradicionalismo como de las vanguardias, y creó composiciones de una gran densidad expresiva. Una obra eminentemente poética que él pudo muchas veces ver interpretada tanto en Francia como en el extranjero. Así supo trascender a las modas y hacerse con la confianza del público disconforme con la música contemporánea.

Modernidad clásica

Dutilleux es autor de la partitura de "Tout un monde lointain" para violonchelo y de su equivalente para violín, "L'Abre des songes, las obras más aplaudidas de un talento al que se considera un ejemplo de la modernidad clásica en la música.
El músico nació en 1916 en Angers, en el noroeste de Francia, en el seno de una familia vinculada con el arte. Su bisabuelo paterno fue amigo de pintores como Delacroix y Corot, mientras que su abuelo materno,Julien Koszul, fue el director del conservatorio de Roubaix y se le considera el descubridor de Albert Roussel.
Dutilleux estudió piano con su madre desde muy joven y pronto se convirtió en el protegido del director del conservatorio de Douai, quien le considera un talento genial.
Tras una pequeña residencia en la prestigiosa Villa Medicis a los 22 años, que solo duró cuatro meses por el estallido de la Segunda Guerra Mundial, Dutilleux sirvió como suboficial en la división de música del Ejército del Aire.

Formación autodidacta

Pero será en el París ocupado, a partir de 1942, cuando aprenda el oficio de compositor dejando el camino académico y continuando su formación de manera autodidacta mientras trabajaba en los archivos musicales de la radio.
En los años siguientes compuso piezas para teatro ("Les Hauts de Hurlevent", 1945), para el cine("L'Amour d'une femme", de Jean Grémillon, 1953) y para ballet ("Le Loup") así como partituras para orquestas.
Pero fue en 1970, mientras trabajaba como profesor asociado en el conservatorio de París, cuando Dutilleux presentó en el Festival de Aix-en-Provence su obra más retomada y ejecutada: "Tout un monde lointain", una partitura de 27 minutos que se convirtió en el emblema de un compositor respetado tanto por su trabajo como por su personalidad.
Recibió, entre otros galardones, la Gran Cruz de la Legión de Honor, fue miembro honorífico de la Academia Estadounidense de las Artes y las Letras de Nueva York y de la Real Academia de Música de Londres